1 sept. 2011

Chelsea 11/12 (I). Villas-Boas.

Ha comenzado la Premier League, el mayor espectáculo futbolístico del mundo para muchos. Con ello, comenzamos una nueva temporada en FALSONUEVE, con cambios, con novedades y con mucho fútbol del que hablar. Ésta vez con el aliciente Villas-Boas. Un nuevo fenómeno, otro genio precoz, diferente, descarado. 

André Villas-Boas.
El técnico después de su experiencia en Coimbra y su excepcional temporada en Oporto, de donde salió invicto en liga llevándose así el título, ganó la Taça de Portugal y salió campeón de la Europa League llega a Londres. Más concretamente a Stamford Bridge, al Chelsea. Pero más allá de los títulos, el fútbol europeo se ha rendido al portugués por sus métodos, por su ideología futbolística y sus planteamientos. Esto, sumado a su alto carácter competitivo hacen de él la sensación del momento, el técnico de moda. 1-4-3-3 con extremos que parten pegados a la cal dibujando la diagonal fuera-dentro, salir jugando porque el balón debe estar en nuestro poder el mayor tiempo posible y cuando no lo tenemos, vamos a por el rápidamente. Líneas arriba, achique de espacios, asfixiar al rival. Así fue campeón. Siendo el técnico más joven que ha ganado una competición europea. El alto nivel del fútbol de su equipo cobró un gran cartel en el mundo, tanto es así que muchos expertos lo consideran el tercer equipo del continente tras FC Barcelona y Real Madrid esta última temporada.



Esto ha provocado que Roman Abramovich pusiera sus ojos en él para liderar el primer año de un nuevo proyecto, donde el conjunto de la capital debe encontrar el camino para seguir en la élite. El poderío de su equipo se ha visto mermado esta última temporada, aún haciendo desembolsos al alcance de muy pocos, la tribuna ve como a la vieja guardia le empiezan a faltar piernas para el exigente ritmo de la competición inglesa y Terry, Lampard o Drogba no son las figuras diferenciales que llegaron a ser en un momento dado. Por ello, el técnico deberá encontrar un punto común entre la evolución del equipo, la experiencia de la vieja guardia y el nivel competitivo exigido. 

Juan Mata.
Con Villas-Boas llegan jugadores, unos más necesarios que otros, alguno más capricho del multimillonario ruso que del cuerpo técnico. Jugadores que ayudarán a Villas-Boas a sentar una bases que vayan en consonancia con la forma de sentir el fútbol del técnico. El nombre propio es Juan Mata, ex jugador del Valencia que aterriza en la Premier League, que ya debutó con gol ante el Norwich y que está llamado a ser pieza fundamental en el esquema del equipo. Las carencias que tiene el equipo ante la ideología futbolística que intenta inculcar el nuevo manager son potenciadas a través del jugador español. Capacidad de asociación, último pase, profundidad y espacios desde el extremo izquierdo, superioridades por dentro desde la derecha con carril para el lateral, pudiendo actuar también como interior aportando criterio, pausa y juego corto. Algo de lo que está falto una plantilla que lleva mucho tiempo acostumbrada a correr, a vivir de las transiciones, del vértigo, del ir y venir y que será complicado volver a educar a un grupo acostumbrado a ello y que además, lo hacía muy bien

Otra de las misiones será explotar las virtudes de Fernando Torres, algo con lo que no pudo Ancelotti. Y que, por lo visto en el primer partido de la temporada ante el Stoke City puede ser capaz de hacer. Aunque al ‘9’ le falte gol, aporta muchas otras cosas que hacen que los compañeros jueguen más cómodos, con más espacios y más tiempo para pensar. Algo vital, en lo que Torres posiblemente sea uno de los mejores del mundo. 

Si de por sí la Premier League debe ser imperdible, con Villas-Boas se añaden muchas otras razones de las que espero que disfrutemos todos al que califican como 'el nuevo Mourinho' pero que ya tiene un nombre propio.

0 comentarios:

Publicar un comentario